Información General
Desarrollo

La zafra lanera de esta última temporada dejó un saldo positivo en la provincia

A pesar de la sequía y la falta de forraje natural, las lanas fueron de buena calidad.

A pocos días para que culmine, el balance sobre la producción y venta de lana a ovejas merino de Río Negro, echa por tierra los desalentadores pronósticos que se anticipaban a mediado del año paso.

Es que el 2021 no fue un buen año en materia climática y se preveía que esta situación se iba a reflejar en la calidad de la lana. Generalmente la falta de lluvias y nevadas, y el escaso forraje natural, repercuten en forma negativa sobre la calidad de la fibra. Sin embargo esto no sucedió.

“En general, las lanas presentaron una buena calidad. Sobre todo las de esquilas pre parto”, afirmó el coordinador técnico del Prolana en Río Negro, Juan Bustamante.

Si bien aún no se completan los romaneos que reflejaran el total exacto, se estima que este año la producción de lana en Río Negro llegará a los 6 millones de kilos. De ese total, unos 4 millones se esquilaron bajo el protocolo Prolana, certificando calidad.

Más del 90 por ciento de la lana que produce la Argentina, se exporta. De este total el 70 es lana limpia y convertida en top y tiene como destino principal a países como Italia y Alemania. El resto se vende como lana sucia al mercado chino.

Este año, el mercado mundial se mantiene muy firme con una importante demanda de lanas argentinas. Esto repercute en forma positiva en valores que promedian los 5 dólares por kilo.

El gran trabajo que se viene realizando en los últimos años desde los distintos organismos vinculados al sector, pero sobre todo desde el Prolana, para mejorar las técnicas de esquilas y acondicionamiento, y el tesón de los productores que no han bajado los brazos a pesar de las adversidades, han posicionado muy bien a las lanas argentinas en el mundo. Sobre todo a las que produce Río Negro.

“Nuestras lanas han ganado una confiabilidad que antes no tenían. Hemos mejorado en calidad. No solo en las lanas que se producen bajo normas Prolana se ve una mejora sustancial, sino también en las otras. Y esto tiene que ver con el buen trabajo que vienen realizando los productores. Más allá que están azotados por las distintas sequías, la ceniza, etc. viene trabajando muy bien. Es muy loable la tarea que hacen”, resaltó Bustamante.

El desempeño del Prolana Río Negro ha generado gran atención en España. Desde Extremadura se ha requerido el asesoramiento de los técnicos rionegrinos para capacitar a sus pares del país europeo.

El coordinador destacó el desempeño de los pequeños productores rionegrinos y la importancia que tiene los centros de acopio distribuidos en el territorio provincial. En el 2020 los centros de acopio y clasificación eran 14 y este año son 18.

“Se ha acentuado el trabajo con pequeños productores. De los 4 millones de kilos que tenemos romaneados hasta el momento bajo Prolana, 540 mil son de pequeños productores, con lo cual estamos hablando de un 25 por ciento de lana aportada desde los centros de acopios. Esto es muy positivo porque ha permitido a los productores, juntarse, mejorar la producción, vender en forma conjunta y obtener mejores precios”.

Este avance en Río Negro fue destacado en la reunión técnica nacional del Prolana que se desarrolló a mediados en marzo en Chubut. Durante 4 días, más de 30 técnicos, acondicionadores, supervisores, e instructores de Neuquén, Buenos Aires, Chubut, Río Negro, Santa Cruz, Corrientes y Tierra del Fuego, se capacitaron en producción de lana orgánica y sustentabilidad, sanidad animal, indicadores nacionales, balance de la Zafra 2021/2022, y visitaron plantas laneras y laboratorios de lanas del Virch.

La zafra lanera 2021/22 tendrá un cierre simbólico este fin de semana en Las Grutas. Entre hoy y mañana, con la participación de esquiladoras y esquiladores de distintos lugares de Río Negro, el polideportivo de la localidad balnearia será sede del XVIII Campeonato Provincial de Esquila.

Un mercado mundial muy firme por la escasez de lanas y un mejora en la calidad de las lanas argentinas y, en especial de las que produce Río Negro, han marcado una zafra lanera que termina con un saldo muy positivo en este aspecto.

Una de las últimas ventas se realizó hace pocos días atrás. La Cooperativa Ganadera Indígena de Jacobacci comercializó cerca de 30 mil kilos de lana merino de esquila post parto a 4738 dólares. Este valor superó en un 9 por ciento a los valores de referencia del Sistema de Precios y Mercados (SIPyM).

Tres empresas presentaron ofertas por una lana cuyo análisis arrojó una finura de 19,6 micrones y un rinde al peine de 51,83 por ciento. La venta la realizaron en forma conjunta pequeños productores y representa un ingreso a la región superior a los 11 millones de pesos.

Desde la cooperativa destacaron el esfuerzo de las familias de productores y el asesoramiento técnico del ingeniero Andrés Gaetano, jefe de INTA Jacobacci al señalar que “es muy importante este tipo de organización ya que facilita trabajo, mantiene los números claros y permite obtener estos precios de mercado para nuestros pequeños productores”.

Lectores: 105

Envianos tu comentario